CAmiño do Faro en Facebook
No Identificado
TOTAL: 0,00 €
autores

Detalles

foto
ASALTOS DE ARMAS

   

Eran manifestaciones culturales muy frecuentes que se promovían con motivo de la despedida o de la jubilación de un gran maestro.
En el Teatro de la Alhambra de Madrid, en cualquier teatro provincial o asociación o sala de armas de cualquier lugar de España y de cuando en vez se hacia una exhibición de florete o a sable; muy atrayente a pesar de que era un ocio que solo practicaban los hidalgos, algún joven burgués y los militares.
El niño Picasso influenciado por las espadas de juguete que se vendían en las tiendas y que hacían algunos artesanos agradecidos a los hijos de los señoritus,  por las funciones de teatro en la ciudad gallega de las que el investigador Díaz Pardeiro da una completa relación en la que incluye, o debería incluir porque cito de memoria, Los mosqueteros grises, por los folletines impresos en las revistas ilustradas y en los periódicos gallegos y en los que llegaban de Madrid, por los cuentos, hoy cómics, y nada menos que por una de las revistas anarquistas de mayor sona en España que se tituló El Corsario y que se publicaba en Coruña, dibuja en varios ocasiones unos momos en lucha a espada, duelos a primera sangre y asalto de armas.
Pablo los ambienta en un amplio abanico de siglos y traza una diversidad de caballeros, que al llegar a la edad madura reúne en un arquetipo al que por simplificación denomina Mosqueteros. La primera realidad fue la de que los duelistas eran de todo tipo y que entre los denominados a posteriori mosqueteros también había un buen feixe de caballeros españoles. La vieja guardia vestida a la usanza velazqueña y a la de los gloriosos Tercios de Flandes.
El centro de Coruña era el que comprendía la zona Rua Nueva-Calle Real-Méndez Núñez, que era muy atractiva porque por allí se paseaban los coruñeses, los jóvenes y las jovenas se encontraban, había buen comercio y se asentaban las Asociaciones Culturales mas animadas. Entre ellas y en uno de los locales de la calle de los Olmos, al pie de la plazoleta de la Rua Nueva, había una sala de esgrima a la que se permitía la asistencia pública. Es más que posible que Picasso en ella tomara alguno de los modelos que dibujo durante su estancia en la bella ciudad gallega.

 

Lucindo-Javier Membiela Salgado 

 

 

Editorial Camiño do Faro S.L.
Cif: B-15731250 - Tel: 981 230244 - Fax: 981 908103 - Dirección: Avenida de Arteixo 25-1, 1º - C.P.:15005 A Coruña.